domingo, 8 de junio de 2014

Fracaso

                                       
   Intenté comprender su naturaleza esquiva y fracasé estrepitosamente en el intento, pues no se me permitió cruzar aquel azaroso umbral, que preservaba aquel adolecido corazón rebosante de generosidad y bondad, quienes fluían cuando menos se esperaba…
  Decidida a querer devolverle la sonrisa, pugné por sortear aquellos momentos que extrema dificultad, que tanto me costó superar porque de él no me quería apartar…De hecho no me importó ceder, gustosamente, todo cuanto poseía…solo para quedarme, posteriormente, con las manos vacías y con la horrible sensación de haber perdido una ardua batalla. A raíz de ello, me convertí en sombra de mi propio lamento, quien iba consumiéndome en una lenta agonía de sufrimiento y hondo pesar...
  Si cabe, hoy, apenas me quedan palabras con las que poder expresar mis sentimientos, pues fueron pereciendo en cada sentido suspiro, mientras mi alma se desgarra entre sollozos de auténtico dolor, porque no negaré que me habría encantado que fuésemos uno solo, en vez de dos completos extraños perdidos en la inmensidad de este nefasto silencio… 

 © Propiedad Intelectual. Todos los relatos, novelas y poesías que leéis están registrados. Charlotte Bennet.