viernes, 2 de enero de 2015

Amanece

                             
    En la sombría línea que separa el daño del sufrimiento mi alma quedó atrapada, sintiendo cómo sangraban aquellas heridas surgidas de una ilusión que embelesó este corazón, sutílmente, adornado con flores de esperanza, la cual fue relegada como aquel viejo árbol plantado en un pantano, cuyas estancadas y oscuras aguas destilaban la más amarga penumbra. Injusto duelo el que me tocó pues solo deseaba danzar al suave compás de aquella música que no fue compuesta para mí sino que ya tenía dueña…No obstante, hoy amanece despejado, ni nubes ni borrascas, salvo un sol resplandeciente que sale por el horizonte…pues acabado el amor…¿para qué desenterrar al muerto si el vivo no siente aun cuando dice estar en pie? ¿Para qué hablar si el silencio habita mis pensamientos impregnados de soledad?...

                               ¡¡Feliz fin de semana!! ¡¡Besos y abrazos!! :)

 © Propiedad Intelectual. Charlotte Bennet