viernes, 13 de febrero de 2015

Generación perdida

                  




                          


   Veo una generación, tristemente, perdida en los aledaños de la rebeldía y la desgana, y siento compasión por el modo con que, algunos, malgastan su tiempo en banalidades, mientras, otros, se entregan a los brazos del egoísmo y la exigencia…para poco después no valorar aquello que se les ofrece con tanto esfuerzo por parte de sus progenitores, quienes hacen lo posible por contentarles, sin darse cuenta que están sembrando en sus vástagos la sombra de la frustración, en un momento de absoluta precariedad para una sociedad, cada vez, más asfixiada y agrietada por la necesidad…
   Y es que complicada y delicada es esta situación la que atañe a padres e hijos siendo la desmotivación y demás lacras sociales los mayores estigmas que acechan a una juventud expuesta al peligro que conlleva el tantear terrenos resbaladizos impregnados de oscuridad...Ya que, algunos, han sucumbido a su encanto, y sin apenas un legado en el bolsillo toman caminos equivocados donde se quedan estancados a la espera de ser rescatados… Así pues, demos prioridad a esta generación que desfallece, lentamente, ante los ojos de aquél que prometió, pero que nada cumplió, ya que continúa mirando a otro lado…


                     ¡Feliz fin de semana a tod@s! ¡Besos a montones! :)


© Propiedad Intelectual. Charlotte Bennet.