domingo, 2 de febrero de 2014

Secretos



   
 Me gusta la letanía
 con que exhalas un suspiro,
largo y profundo,
cada vez que estás a mi lado,
desnudando tus sentimientos más profanos,
que se expanden y se engrandecen
haciendo de mí, un hombre afortunado…
   Me gusta la ternura y la calidez
de tu mirada, sutil y brillante,
cuando me miras fijamente,
mostrándome tu alma, clara y transparente,
que no sabe fingir lo que siente…
   Me gusta tus carnosos labios
que saben a pureza y dulce candor,
que suscitan en mí, la más loca pasión…
   Me gusta la promesa de tus caricias,
que  hacen de mí, tu más ferviente devoto,
el cual te admira y venera,
desde lo más profundo de mi ser…
   Me gusta el susurro velado,
con el que me confiesas tu amor,
pero ambos sabemos, amada mía...
que esta loca pasión
es una vano sueño de luces y tinieblas
que surgió ante el irrefrenable deseo
de amar y ser amados
por quienes juramos fidelidad ante el altar…
por eso esta ilusión ha de acabar,
para no seguir hiriendo
a quienes les juramos lealtad.
   Anoche convenimos, entre pena y llanto,
sacrificar este hermoso amor
con todo el dolor de nuestro corazón,
más solo nos quedará el recuerdo
de lo en su día fue y no pudo ser…
 

© Propiedad Intelectual. Todos los relatos, novelas y poesías que leéis están registrados. Charlotte Bennet.